martes, 2 de diciembre de 2014

Hablemos de../ Mi viaje al congreso Iberoamericano en Buenos Aires- Argentina

Fue hermoso, tengo que decir primeramente, conocí, aprendí, disfrute y recordare por siempre.





Fueron 7 horribles horas en un avión lleno de extraños y futuras conocidas.

Desearía haber tenido mucho mucho, màs tiempo para conocerlos mejor a todos pero solo fue por  4 días algunos 3 por sus vuelos o otros compromisos.


Centro Amèrica




Desayunamos, almorzamos, cenamos,nos tomábamos selfies, todo lo hacíamos juntos, se volvieron mi familia iberoamericana, a mis hermanos de centro américa (Mery, Alejandra,Luis Jaquie).





Fueron y serán mi familia iberoamericana de 4 días.




El olor de las calles se filtra en tus pulmones apenas sales del avión, el olor a cigarrillo y un amigable frío de verano, con todos hablando sobre que hacer al salir del trabajo, ir a cenar o tal vez a bailar, el aire era simplemente de buenos amigos y claro buenos aires para todos.




El primer día osea el martes que llegamos a Argentina, por cierto llegamos casi de ultimas, oh se me olvidaba Merilyn (Guatemala), Ana M. (Rep. Dominicana) y Alejandra (Costa Rica), nos conocimos al salir del avión 7u7, por casualidad, esperamos a que le dieran la maleta nueva a Merilyn esa es otra...chistosa historia.





Llegamos al hotel, salimos con German a cenar y a conocer a los demás, llegar y encontrar a toda una mesa con rostro y acentos por conocer es una linda sensación  màs si todos se levantan a saludarte y preguntar por el viaje y asdasd, me pongo melancólica solo de recordar.

Fueron 3 días, en los que mis pulmones recibieron aire nuevo y mi mente guardo recuerdos inmejorables, con cada uno de ellos, con el objetivo de disfrutar y aprender sobre todo.




Miércoles del Jardín Japones, escuchamos de el jardín claro, también todos teníamos que hablar sobre nuestros países y ciudades, lo que era una oportunidad para conocer no solo Buenos Aires, sino los países de Iberoamèrica.




Estaba el àrbol del "Hilo Rojo", no sè si conocerán la historia de el hilo rojo, pero es muy tierna.

Fue hermoso, todo con poco tiempo disfrutamos mucho, aunque si por mi fuera, ese congreso duraría mínimo un mes.


La entrada se fue de largo les seguiré contando en una nueva después que terminen mis exámenes que terminan mañana, por suerte.